Noticias

La agrupación sinaloense lo considera como una prueba más del menosprecio de Trump por los mexicanos.

La agrupación sinaloense lo considera como una prueba más del menosprecio de Trump por los mexicanos.

Con Donald Trump como Presidente de los Estados Unidos, el tradicional festejo para conmemorar el Cinco de Mayo, una de las fechas más importantes en la historia de México, ha cambiado totalmente.

 

La Casa Blanca celebró ayer jueves la tradicional fiesta anual del Cinco de Mayo en honor de México. Pero lo hizo con un formato de perfil bajo y sin el principal anfitrión: el presidente estadounidense Trump no acudió al evento, rompiendo con el protocolo establecido por sus predecesores George W. Bush y Barack Obama.

Desde 2001, los mandatarios participaban cada año en el acto concebido como un homenaje a los estrechos lazos entre ambos países.

Esto ha sido tomado como un nuevo acto de desprecio de Trump por México. El anfitrión este año fue el vicepresidente Mike Pence.

En años anteriores, la fiesta del Cinco de Mayo era un gran evento con la participación del presidente y grandes representantes de la escena artística mexicana. El año pasado, Barack Obama invitó a Maná para que diera un pequeño concierto en la Casa Blanca.

happy wheels

Iriz Gomez De la Cruz

mayo 12th, 2017

No Comments

Comments are closed.